Champanes de Vignerons: la marca colectiva de los viñedos champañeses.

A principios de los años 90, el “Syndicat General des Vignerons de la Champagne” toma una decisión única e histórica: lanzar campañas de comunicación a nivel nacional a favor de los viticultores y las cooperativas champañesas. El objetivo es doble: conservar la cuota de mercado del viñedo en un contexto económico difícil y desarrollar la imagen de los champanes comercializados por sus miembros. Diez años después, se crea la marca colectiva “Les Champagnes de Vignerons“. Desde entonces, el viñedo tiene una identidad común, un rostro, un idioma, un futuro.

Carácter artesanal. Auténticos artesanos de la tierra, los viticultores de Champaña dominan todas las fases del cultivo de la viña y de la vinificación, ya sea operando por sí mismos o en el seno de una cooperativa.

Autenticidad. Degustar un Champagne de Vigneron es compartir, descubrir un vino con carácter y dotado de la personalidad del hombre o la mujer que lo ha creado, desde la experiencia adquirida en una explotación familiar y transmitida de generación en generación.

Producción de vinos especiales y únicos. Los viticultores de Champaña elaboran unos vinos muy singulares a partir del ensamblaje de la diversidad de cosechas y terrenos de la región, de conformidad con los requisitos establecidos por la denominación de origen controlada Champagne.

Proximidad. Los viticultores atienden personalmente a sus clientes y son ellos mismos quienes les dan a conocer sus champanes.

Placer. Los Champagnes de Vignerons acompañan los momentos más importantes de sus vidas y de las nuestras.

A gozar todo el mundo!

 

Share:

Discussions — No responses yet